Cuentos de Vianka Kyteler | Huéspedes del inframundo

Literatura

08.03.2019 a las 17:23 hs 30 52 0

Huéspedes del inframundo


Erick era un chico muy estudioso y de estar en familia. Pretendía avanzar en sus estudios sin importar quedarse hasta muy tarde. Al menos le iba bien en lo que hacía. Al menos por el momento.

Eran aproximadamente las 03:30 A.M. y luego de trasnochar varios días consecutivos sus fuerzas se acabaron. Sus párpados se cerraban automáticamente. No tenía control de ellos. Y fue entonces que se durmió.

Había entrado en un sueño muy lúcido donde prácticamente estaba viéndose a sí mismo. Y escuchó un sonido aterrador que provenía de afuera. Era el grito de una señora mayor suplicando que le devuelvan su nieta. Alguien se la había llevado.

En cuanto fue a llamar a la policía algo le interrumpe. Era un grupo de personas que por la apariencia eran jóvenes viniendo hacia estos lados.
La señora entró con él y su familia la atendió, estaba muy alterada y temblaba a más no poder. Entonces se podía ver por las rendijas de la ventana lo que sería uno de los momentos más atroces visto por alguien. Estaban apuñalando gente de un vehículo y detrás había otro más con toda la familia abrazada y rezando a que no sea descubierta por estos sujetos.

Por suerte no se dirigieron hacia ellos pero en cambio empezaron a sentir que alguien los observaba desde una casa. Y era que sospechaban que alguien los filmaba y ponían en evidencia. Se dirigieron a la puerta de ingreso y con los ojos sobre el vidrio intentaron ver quién había dentro. La señora mayor gritó y fue entonces que notaron nuestra presencia.

Siempre guardó en un lugar una Katana obsequiada por alguien a quién apreciaba mucho y prometió con ella defender a su familia hasta las últimas consecuencias. No fue la excepción. Corrió a buscarla y estaba preparado para un momento en el que era su familia o la de los otros.
Estos psicópatas pretendían entrar y empezaron a forzar la puerta a patadas y a barrotes haciendo palanca. Entre risas y gritos amenazantes lograron acceder pero fue una mala elección para ellos. Hacía al menos 4 años que había empezado a practicar "Ninjutsu", un arte milenario sobre el uso de espadas (la Katana era una) y tenía facilidad en su manipulación.

Todo el conocimiento y destreza la usó en menos de 30 segundos. Habían caído los cinco que intentaron asesinarlos.





En ese sueño esa casa sería el centro de interés para aficionados a lo paranormal y es que sus almas habrán quedado perpetuadas dentro, habiendo deseado jamás elegido el camino del mal.

Desde ese entonces, esa casa alberga a los huéspedes del inframundo. Un lugar donde los lamentos de ciertas almas rondan la propiedad buscando ser liberadas. 

Este cuento está basado en un sueño, o mejor dicho pesadilla con algunos ligeros cambios para ambientar. Lo sucedido en este cuento es plenamente ficticio.

Producido por Vianka Kyteler para Pindonga!

El anochecer no solo despertará lobos hambrientos, su luna iluminará sus almas.\\\
\\\
Se unirán las cinco puntas para saciar al señor oscuro. Ese lobo será mi guía y yo su esperanza.\\\
\\\


Posteado por:

ViankaKyteler

Usuario Recomendado

Para poder comentar necesitas estar Registrado. O.. ya tienes usuario? Logueate!

Últimos visitantes


Posts Relacionados:

  • Las últimas testigos del horror nazi
  • Los paramilitares que hicieron de Haití un gran cementerio
  • ResidentEvil2Remake altera el pasado de Leon antes de llegar a Raccon
  • Recomendacion: Tak tak duken Historias paranormales Argentinas
  • Fran Bow Aventura Gráfica Gore
  • Cuentos de Vianka Kyteler | Huéspedes del inframundo
  • Lobizno (relato) - Argentina
  • Cuentos de Vianka Kyteler | Penumbras en el hospital psiquiátrico
  • Cuentos de Vianka Kyteler | Transición de almas detrás del bosque
  • Resident evil 8 estaría en desarrollo y podría volver a ser en tercera